¿Renunciaste a demandar al banco por la cláusula suelo? ¡Es nulo!

Los acuerdos firmados con los bancos son nulo


La Sentencia del Tribunal Supremo de mayo de 2013 condenó una de las tantas cláusulas abusiva de los bancos, la llamada cláusula suelo que impedía que miles de afectados se beneficiaran de las bajadas de los tipos de interés.

A raíz de esta sentencia muchos bancos iniciaron una nueva artimaña en detrimento, como no, de los consumidores.

-Primero veremos cómo se disfraza la renuncia y la apariencia de buen derecho.

-Analizaremos al detalle esta “manzana envenenada” para saber qué estamos firmando y el alcance que tiene esta renuncia de derechos.

-También veremos el modus operandi de los bancos para conseguir un buen acuerdo (para ellos claro).

-Veremos todas las claves sobre la efectividad del acuerdo firmado y que es lo que dispone la legislación vigente sobre este tipo de acuerdos.

¿Avalaste el préstamo de un familiar, amigo o empresa? ¡Evita problemas!

Todas las claves para eliminar un aval abusivo


Millones de españoles avalaron préstamos por los lazos de afectividad que tenían con los hipotecados sin tener interés económico alguno en la operación. Hijos, padres, hermanos, primos incluso amigos o vecinos asumieron un riesgo empujados por “el interés” del banco que sin aval no hubiera aprobado el préstamo.

El Tribunal de Justicia de la Unión Europea da respuesta a la pregunta más elemental: ¿Por qué alguien avala un préstamo si no tiene ningún interés en él y no va a salir beneficiado?

Estamos ante otro abuso de la banca que durante años para asegurarse el cobro, más allá de lo razonable y legal, obligó a muchos a tener un avalista o fiador para su préstamo.